Leer poema


 

 

Ferreira Gullar

 

Poeta, traductor, ensayista, dramaturgo y crítico de arte. Ferreira Gullar (José Ribamar Ferreira) nació en 1930 en São Luís do Maranhão. En 1954 publica La lucha corporal, libro que abre camino al movimiento de la poesía concreta, en el cual participó en sus inicios, para después romper con él y, en 1959, organizar y encabezar el grupo neoconcretista, cuyas ideas fundamentales expresó en su ensayo Teoría del no objeto. Llevando sus experiencias poéticas a sus últimas consecuencias, consideró agotado ese camino en 1961, volcándose hacia el movimiento de cultura popular.

A partir de 1962 la poesía de Ferreira Gullar refleja la necesidad moral de luchar contra la injusticia social y la opresión. Recomienza su experiencia poética con poemas de cordel, poemas tipo corridos populares; más tarde reelabora su lenguaje hasta alcanzar la complejidad de los poemas que constituyen Dentro de la noche veloz (1975). En 1971 se ve forzado por el gobierno militar a exiliarse del Brasil. Escribe, en Buenos Aires, en 1975, su libro de mayor repercusión, Poema sucio, que es publicado en 1976 y del que dijera el poeta Vinicius de Moraes que se trataba de “uno de los más importantes poemas de este medio-siglo, por lo menos en las lenguas que yo conozco; y ciertamente el más rico, generoso (y paralelamente riguroso) y desbordante de vida de toda la literatura brasileña.” Ya de vuelta en su país, en 1977, publica Antología poética, posteriormente, en 1980, En el vértigo del día y el volumen Toda poesía, que reúne su obra lírica hasta ese momento, con motivo de la celebración de su cincuenta aniversario. Después vendrían a sumarse títulos fundamentales como Barullos (1987), Muchas voces (1999), que mereció los premios Alphonsus de Guimaraens, de la Biblioteca Nacional, y el premio Jabuti, en la categoría de poesía. En 2010 publica En alguna parte alguna, que merece el premio Jabuti, en la categoría de poesía, y el premio Moacyr Scliar de Literatura.

En 2005, Ferreira Gullar se hace acreedor a dos importantes premios por el conjunto de su obra: el de la Fundación Conrad Wessel de Ciencia y Cultura, en la categoría de literatura, y el Machado de Assis, el mayor honor de la Academia Brasileña de Letras. En 2010, recibe el Premio Camões, considerado la más alta distinción concedida a un autor de lengua portuguesa. 

Su obra como poeta, dramaturgo, ensayista, crítico de arte y traductor lo sitúan en el centro de la expresión artística e intelectual de nuestro tiempo. Cabe decir que su producción literaria ha sido traducida a numerosas lenguas.